¿Por qué una dieta baja en calorías?

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

A veces es común sentirnos inseguros antes de iniciar una dieta ¿funcionará? ¿es normal que coma tan poquito? ¿…?El blog de hoy decidí dedicarlo a resolver todas esas dudas que surgen antes de iniciar una dieta baja en calorías.

Es importante acudir a un profesional para que te indique el paso a paso  que debes seguir para dietas bajas en calorías y puntos delicados al momento de llevarlas a cabo.

Las dietas bajas en calorías se dividen en dietas bajas en calorías con menos de 1200kcal y dietas muy bajas en calorías que están por debajo de las 800kcal diarias. Las dos son muy efectivas si buscas perder peso y mantenerte así evitando rebotes.

¿No me sentiré fatigada llevando una dieta con tan pocas calorías por día?

Posiblemente tendrás sensación de cansancio en los primeros días, pero después el organismo recurrirá a tus reservas de energía y te estabilizarás

Permitiéndote llevar una vida normal.

Estas dos variantes se enfocan en una reducción de la ingesta diaria de hidratos de carbono y grasa, conservando las proteínas dentro de tu programa nutricional. Estos planes alimenticios son los ideales para que los resultados salten a la vista en muy poco tiempo. Sintiéndote en forma y saludable.

¿Qué es una caloría?

Es la unidad energética que tu cuerpo consume para generar energía derivada de los alimentos. Son como paquetitos de energía.

Debes de recodar que las fuentes más importantes de aporte calórico son los macronutrientes:

  • Hidratos de carbono que representan un aporte de 4 cal/g
  • Proteínas 4 cal/g
  • Lípidos 9 cal/g

Este proceso obliga al cuerpo a entrar en modo ahorro; condicionándolo a usar las reservas naturales de energía en forma de glucógeno y grasa corporal localizada (celulitis, llantitas); dando como resultado una reducción en talla y peso.

Durante todas las fases de tu dieta, la hidratación ocupa un papel vital en el progreso del programa.

Incluye esto dentro de tu estilo de vida para mantener el balance perfecto.

Una supervisión especializada durante el periodo de arranque  es obligada para checar tu estado físico y servirá para saber en que fase de la dieta debes empezar.

Además de las consultas con tu nutriólogo refuerza la motivación durante esta etapa variando la selección de alimentos para no aburrirte.

Los resultados se verán reflejados cada semana en un contundente éxito.

Dependerá de la disciplina y que te apegues al programa percibir  estos cambios  en la báscula y el IMC. (Índice de Masa Corporal)

Confía en un especialista estará siempre para ayudarte y resolver tus dudas. Toma el teléfono y decídete a comenzar tu nuevo estilo de vida.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Suscríbete y recibe el mejor contenido semanalmente!

Obtén tu Recetario completemente ¡GRATIS!

¡Conoce a los ganadores del concurso Slimmer 2018!