Blog Cambridge Weight Plan Mexico

¿Por qué te da hambre después de almorzar?

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

 Había veces que terminaba de comer y comoquiera no quería parar. No sabía porque era, pero me parecía ridículo. Digo, según yo estaba comiendo bien y suficiente. Pero no había considerados estas cosas por las cuales da hambre después de almorzar.

  1. No comiste lo suficiente

Muchas veces nos preguntamos porque seguimos con tanta hambre, incluso después de almorzar. Simplemente pregúntate ¿qué comiste? Mucha gente generalmente dice algo así como: “Oh, algo muy sano”. Comí pimientos, champiñones y tomates “.

Y ahí está el problema. El almuerzo debe ser una de las comidas más abundantes porque todavía necesitas combustible para la tarde. Entonces, si solo estás comiendo una ensalada, probablemente estarás hambriento más adelante.

Recuerda que saludable no necesariamente significa menos. Agrega algunos carbohidratos como la quinua o algo de papa. Estos son alimentos ricos en nutrientes que te llenarán y mantendrán tu nivel de energía alto.

  1. No comiste suficiente proteína, ni grasa

La grasa y la proteína saludables te mantienen lleno y satisfecho. Son como el esmalte para tu uña (porque mugre no suena muy higiénico), realmente no puedes tener uno sin el otro.

Si tu almuerzo fue un poco pesado en los carbohidratos y el azúcar, es posible que tengas un pico inicial de energía, pero te sientas lento y con hambre poco más tarde. Eso es porque digerimos los carbohidratos y azúcares bastante rápido. Pero nuestros cuerpos digieren las proteínas y grasas un poco más lento.

Intenta agregar un poco de aceite de oliva o aguacate a tu ensalada, también algunos frijoles o garbanzos. Incluso les puedes espolvorear semillas de cáñamo o semillas de calabaza para tener un poco de grasas y proteínas saludables extra.

  1. Comiste mientras estaba distraído

Esta es una de las razones principales. Estábamos distraídos mientras comíamos, especialmente nosotros que nos gusta comer en nuestros escritorios.

Tratar de hacer diez cosas diferentes a la vez te impide disfrutar de tu comida y de escuchar tu cuerpo. Nuestra insistencia en intentarlo significa que no estamos atentos a las señales de nuestro cuerpo. Lo cual nos afecta porque estas señales son sorprendentemente buenas para decirnos que estamos llenos, pero somos muy malos escuchando.

Y eso significa que es más probable que sigamos comiendo, no solo en ese momento, sino también más tarde.

Para reducir las distracciones, asegúrate de tomarte un break para el almuerzo lejos de tu escritorio (y tal vez hasta de tu teléfono). Podrás comer más conscientemente disfrutando tu comida y sabiendo cuándo estás llen@.

  1. Comiste demasiado rápido

Con algo muy similar a las situaciones anteriores, muchas veces sentimos que estamos demasiado ocupados para tomarnos el tiempo y realmente masticar y disfrutar de nuestra comida.

Comer demasiado rápido te impide recibir la señal de “estoy lleno”. Tu cuerpo necesita al menos 20 minutos para registrar que estas llen@, por lo que, cuando está devorando el almuerzo en cinco minutos, no te estás dando suficiente tiempo para darte cuenta de que ya es suficiente.

En lugar de tratar de establecer un récord para el almuerzo más rápido, intenta masticar cada bocado mínimo 20 veces. Definitivamente tienes que comer mucho más lento ¡para que no te de hambre tan rápido!

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Suscríbete y recibe el mejor contenido semanalmente!

Obtén tu Recetario completemente ¡GRATIS!

¡Conoce a los ganadores del concurso Slimmer 2018!